Centro Gallego (Barakaldo)

Si la semana pasada os hablaba de una de las comidas en el Fun&Serious, hoy toca otra. En el segundo día del evento, decidí pasarme por el centro de Barakaldo, en parte para buscar un cajero, en parte para buscar algún sitio para comer. Siempre he oído hablar de los restaurantes gallegos que hay en Barakaldo, dos o tres, pero nunca había ido a ninguno. ¿Qué mejor momento que este para acercarme hasta uno de ellos? Buscando en Google me encontré con el Centro Gallego, situado en la calle Galicia del municipio. ¿Señal de las meigas? Es posible.

Entrada al Centro Gallego de Barakaldo.
Facahda del Centro Gallego de Barakaldo. Fuente: Tripadvisor.

¡Eh! Que hay más

Sabor a Galicia en pleno Bilbao #MarisGaliciaBilbao

Andaba yo de caminatas arriba y abajo por el Paseo del Prado de Madrid cuando recibo un correo electrónico de Eneko (@enekosukaldari) invitándome a probar las bondades de la gastronomía gallega en una plaza tan peculiar como la de Vista Alegre de Bilbao. Al día siguiente de volver de mi periplo mesetario, me encaminé hacia la plaza de toros de Bilbao para la Feria del Marisco Gallego (@MarisGalicia) y su experiencia para bloggers bajo la etiqueta #MarisGaliciaBilbao.

Plaza de Toros de Bilbao durante el MarisGalicia.

Nada más llegar, nos volvimos a encontrar un pequeño grupo de blogueros de gastronomía de la provincia que ya compartimos experiencias en el #Etxanobe21 unos meses atrás. Así, pude reencontrarme con el propio Eneko, con The Black City (@TheBlackCity27) que ya respondió al cuestionario del Txoko, a los chicos de ‘Lo que coma Don Manuel’, Ana de «Biscayenne«, Virginia de «Sweet&sour«, Laura de «Because Gastroblog«, Jaume de «Gastrourdiales«, Jorge de «Alma botxera» y Alberto Makusikusiliante de Igers Bilbao. En algunos casos reencuentro, en otros descubrimiento. Sea como fuere, la excusa fue lo de menos, pero no por ello poco deliciosa. Agradecer el encuentro a Manuel Gómez, Juliana Morelli y Ana Cecilia Gómez, que fueron los organizadores y anfitriones de una magnífica velada. ¡Eh! Que hay más